Posts del SysAdminUncategorized

Uso de volúmenes lógicos en Linux

Con este post sobre volúmenes lógicos en Linux finalizaremos la serie de la que también forman parte los dos anteriores (ver Parte 1 y Parte 2). Si todavía no los vieron, les recomiendo que lo hagan antes de continuar con este.

Sistemas de archivos sobre volúmenes lógicos en Linux

Una vez que hemos creado nuestros dos LVs (vg00/vol01 y vg00/vol02 en nuestro caso), podemos crear un sistema de archivos sobre los mismos. En el siguiente ejemplo usaremos ext4. Fijémonos que debemos utilizar la ruta completa de acceso al dispositivo, la cual comienza en /dev:

mkfs.ext4 /dev/vg00/vol01
mkfs.ext4 /dev/vg00/vol02

Ahora podemos montar los dispositivos tal como lo explicamos en una oportunidad anterior y comenzar a utilizarlos para nuestras necesidades de almacenamiento.

Cuando hay que redimensionar

Ya habíamos hablado de que una de las ventajas de LVM sobre el particionado tradicional es la posibilidad de redimensionar los volúmenes lógicos sin mayores dificultades. Luego de haber tomado las precauciones necesarias y de considerar el tamaño disponible, podemos liberar espacio en un LV para asignárselo a otro.

Supongamos que nos estamos quedando sin espacio en /dev/vg00/vol01 (montado en /tmp), mientras que en /dev/vg00/vol02 (montado en /mnt) contamos con espacio disponible. Con

df -h | grep -Ei '(filesystem|vol0*)'

podremos observar el espacio total y disponible en cada punto de montaje, tal como vemos en la Fig. 1:

Monitoreando el espacio disponible para los volúmenes lógicos en Linux
Figura 1: Monitoreando el espacio disponible para los volúmenes lógicos en Linux

De izquierda a derecha, las columnas de la imagen anterior tienen el siguiente significado:

  • Filesystem: dispositivo donde se encuentra el sistema de archivos en cuestión
  • Size: Tamaño total
  • Used: Espacio utilizado
  • Avail: Espacio disponible
  • Use%: Porcentaje utilizado
  • Mounted on: Punto de montaje

Si disponemos del espacio necesario, una de las decisiones que podríamos tomar podría ser «quitarle» 1.5 GB a vg00/vol02 para asignárselo a vg00/vol01. Pero ANTES de hacerlo debemos achicar el sistema de archivos de vg00/vol02. Los comandos lvreduce y lvextend nos permitirán realizar ambos pasos (redimensionar el sistema de archivos y el tamaño de cada LV) simultáneamente:

lvreduce -L -1.5G -r /dev/vg00/vol02
lvextend -l +100%FREE -r /dev/vg00/vol01

Como podemos observar, redimensionar volúmenes lógicos en Linux con los comandos de LVM es mucho más fácil y menos propenso a errores que si estuviéramos tratando con particiones tradicionales.

Espero que este post les haya resultado útil. ¡Nos leemos en breve!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *